Yu-Gi-Oh!




Yu-Gi-Oh

Yu-Gi-Oh! es sin lugar a dudas uno de los dibujos animados más conocidos que existen. La historia nos introduce en la vida del joven Yugi Muto, un jugador de duelos de cartas de monstruo, es decir, un duelista.

Yugi es un simple estudiante de secundaria como cualquier otro, aunque es un poco solitario y tiene solo una amiga: Tea. Cuando era joven su abuelo le regaló un extraño rompecabezas de color dorado. Luego de 8 años, Yugi finalmente logró completar el rompecabezas, pero aparecieron dos tipos y se lo quitaron: Joey Wheeler y Tristan Taylor. Más tarde decidieron devolver el rompecabezas a Yugi y se convirtieron en sus amigos.

Las aventuras de Yugi y sus amigos dan comienzo cuando el rompecabezas es completado: un viejo espíritu de 5000 años toma el control del cuerpo de Yugi para ayudarlo. Un malvado y poderoso hombre conocido como Maximilian Pegasus secuestra al abuelo de Yugi y dice que debe entrar en su torneo de duelo de monstruos si quiere rescatarlo. Junto a sus amigos, Yugi parte al torneo, donde se cruza de nuevo con su viejo rival Seto Kaiba y también con otros personajes, tales como Mai Valentine, Rex Raptor o Weevil Underwood. Al final Yugi logra vencer a Pegasus, liberando así el alma de su abuelo.

La pandilla regresa a la ciudad, donde Kaiba organiza un nuevo torneo de duelo de monstruos para hacerse con unas extrañas cartas conocidas como “Los Dioses Egipcios”, ya que según se dice esas son las cartas más poderosas de todo el duelo de cartas de monstruos. Un poderoso duelista llamado Marik Ishtar llega a la ciudad para participar en el torneo y ganar las cartas legendarias para hacerse con su poder. Una vez más Yugi logra salvar el día luego de un difícil duelo contra Marik, reuniendo así las 3 cartas legendarias y convirtiéndose en el mejor duelista del mundo, el Rey de los Juegos.

La continuación directa de la serie se llama “Yu-Gi-Oh! GX” y se desarrolla varios años luego de que Yugi se convirtiera en el mejor duelista.